Ciro, el príncipe de las Muñecas

OcéanoInfierno Cuentos Eróticos 1 Comment

Érase una vez un príncipe que sólo vivía para sus muñecas. El reino estaba sobre una inmensa bolsa de caramelo rosa. Y su padre, el Emperador Gadiel, era un habilidoso y miserable hombre de negocios que había sabido explotar ése tesoro. El dinero entraba a raudales en palacio y Ciro, nuestro príncipe, sabía cómo gastarlo. Su mayor afición consistía en comprar …